Cuestiones prácticas sobre el permiso de residencia para inversores (I)

Cuestiones prácticas sobre el permiso de residencia para inversores (I)

La Ley de Apoyo a los Emprendedores contempla la posibilidad de otorgar un visado de residencia a los extranjeros que adquieran bienes inmuebles en España por un valor igual o superior a los 500.000 €.

Aunque la previsión parece clara, en la práctica a menudo surgen dudas sobre su interpretación, algunas de las cuales intentamos aclarar en este artículo y los siguientes:

Inversión en múltiples inmuebles

En primer lugar, la inversión puede realizarse mediante la compra de uno o varios inmuebles, siempre que el importe total invertido sea igual o mayor a los 500.000 euros.

Adquisición de una participación de un inmueble

En segundo lugar, el inversor debe adquirir el 100% del inmueble o inmuebles, según la interpretación que actualmente realiza la administración. Es decir, no es útil a los efectos de obtención del visado o autorización de residencia como inversor, la adquisición de un porcentaje de la propiedad de un bien inmueble, aun cuando el valor de la participación supere los 500.000 euros.

Adquisiciones realizadas por matrimonios

En el caso de que la adquisición la realice un matrimonio en régimen de gananciales o similar, si la inversión es igual o superior a un millón de euros, ambos cónyuges podrán solicitar y obtener el visado o permiso de residencia como inversores.

Si, por el contrario, el precio de la adquisición es superior a 500.000 € pero inferior a 1.000.000, se considerará que la inversión la ha realizado uno de los cónyuges, pudiendo el otro solicitar el visado o permiso como familiar.

Compras realizadas por sociedades

Finalmente, también puede solicitar la autorización de residencia el extranjero cuando la inversión la realiza una sociedad de la que posea la mayoría de los derechos de voto, así como la facultad de nombrar o destituir a la mayoría de los miembros de su órgano de administración. Esta opción únicamente es admisible si la sociedad está domiciliada en un territorio que no tenga la consideración de paraíso fiscal.

 

En el próximo post hablaremos sobre la inversión realizada a través de un proyecto empresarial.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*